¿Qué es el Centenario de un acontecimiento ilustre? Puede ser muchas cosas y adoptar infinidad de formas. Aquí os presentamos nuestra idea de Centenario, que esperamos sumar a muchas otras propuestas que sin duda surgirán para, entre todos, rendir a El Greco el homenaje que merece.

 

En 2014, cuando se cumplan cuatrocientos años desde la muerte del pintor cretense en nuestra ciudad, Toledo debe asumir un papel central en la conmemoración de este acontecimiento. Las instituciones públicas programarán magníficos actos a los que todos estamos deseando acudir. Pero la ciudad palpita realmente cuando sus ciudadanos toman la iniciativa y hacen suyo el Centenario –que no puede pertenecer a nadie más-, cuando sienten a El Greco como un vecino cercano al que quieren dedicar una fiesta espontánea, cuando reclaman el protagonismo en las calles, en las tertulias de café, en las salas de exposiciones, en los foros culturales de la ciudad. En definitiva, cuando se democratiza una celebración que es de todos.

 

Se acerca el Centenario y los ciudadanos ya se están convirtiendo en los actores principales de este acontecimiento. El proyecto que aquí presentamos está siendo un hervidero de propuestas llegadas de muy diversos ámbitos: pintores que quieren compartir con los toledanos sus lienzos inspirados en El Greco; músicos que van a ponen sonido a los colores y movimientos de las pinturas del pintor; artesanos van a volcar toda su pericia y experiencia en elaborar obras únicas en homenaje al artista cretense; poetas que ya han empezado a hilvanar versos pensando en El Greco; jóvenes narradores que esperan emocionarnos ofreciendo su personal visión de la vida del pintor…

 

La Sociedad de Eventos Culturales El Greco asume con ilusión el reto de dar cauce a estas y otras iniciativas ciudadanas que contribuyan a homenajear a nuestro genial pintor como se merece. Nuestro proyecto es abierto, independiente, creado por gente de Toledo para la gente apasionada con El Greco. Es un proyecto sostenible, que no se financia con dinero público ni exige al ciudadano más esfuerzo que el de exprimir su creatividad y dar rienda suelta al sentimiento de afecto que siente por El Greco.

 

Queremos contribuir a dinamizar la vida cultural de la ciudad, y El Greco nos va devolver un pulso que a veces parece perdido. Deseamos que los visitantes vean una ciudad viva, con gente apasionada por la cultura y el arte. El Centenario va a ser una oportunidad inmejorable para que los toledanos den lo mejor de sí mismos, para que nuestra ciudad palpite como los lienzos del pintor. El Greco va a ser el verdadero corazón de Toledo.